7.7.07

8 cosas

Ocho cosas sobre mí mismo:

[Una] Hoy realmente quería dormir acompañado con la única persona con la que me gustaría dormir a su lado, lo he deseado desde hace varios días y pensé que hoy por fin podría hacerlo, era un hecho. Sigo esperando y cada minuto que pasa me duele.

[Dos] La soledad se ensancha en mi cuarto recién arreglado. Hoy por fin acomodé el desorden de cosas que me rodeaban, cambié las sábanas, me bañé, me lavé los dietes. No existe ninguna razón por la cual esta noche deba de dormir acompañado. No tengo derecho a dormir acompañado.

[Tres] Es mejor no pensar en qué pasó, pero no lo puedo evitar. Quisiera saber si llorar más me tranquilizará.

[Tres punto uno] ¿Por qué no llegó?

[Cuatro] Estoy cansado. Agotado.

[Cinco] Estoy solo.

[Seis] Sigo esperando.

[Siete] No encuentro vías de escape y la tranquilidad que había alcanzado se me escapa con una fluidez impresionante.

[Ocho] Regreso a la cosa número uno y me ciclo. Espero que algo se descomponga en esta rutina. Espero a que el sueño me gane, cosa que sé que no va pasar. Espero alcanzar a la cosa número nueve y seguirme con la diez, la once, la doce y así hasta el infinito del conjunto de los números enteros.

[Ocho punto uno] Disculpas a los que lean este triste blog, pero por ahora no hay de otra. Estoy en un mar negro, sobre un barco sin timón ni velas. Disculpas de nuevo.

3 comentarios:

Lilián dijo...

Nomanches, para eso son los mentados blogs. De ota forma tendríamos que ir con un terapeuta y... ¿pa' qué? esta más cool teraperase aquí.
Un abrazo y... hasta la ciruela pasa. Acuérdate. Además tu nuevo hogar es envidiable. Enjoy it.

Paulina* dijo...

algo parecido iba a poner referente a los blogs, es una terapia, no importa si hay quien lo lea, o si le parece interesante o no, son los pienso de uno.....


una terapia barata....

álvaro dijo...

Sí, lo "curioso" es que ahora queda "publicado".